Las importancia de la planificación de las clases de inglés de niños

La clase de inglés no empieza cuando el profesor entra en el aula sino cuando se sienta a planificarla. Las clases deben estar cuidadosamente planificadas para optimizar el tiempo en el aula y para que tanto los contenidos como las dinámicas sean las más eficaces. Cada lección consiste en una serie de actividades que forman una unidad y es muy importante que tenga un comienzo y un final cuidados, así como que esas actividades ofrezcan variedad y fluyan de manera natural. Como no puede ser de otra manera, las actividades variarán dependiendo de la edad y el nivel del grupo, pero podemos indicar algunas líneas generales. Aquí os presentamos algunas de las características de las clases de los más jóvenes.


Academia Inglés Niños Mairena Aljarafe San Juan Pilas


En las clases de Brownies de St. James, niños de 3 a 6 años, los niños tienen una serie de breves actividades ya que su capacidad de concentración es corta a esta edad. Es muy importante incluir actividades que realicen de pie, sentados en sus sillas y en la alfombra. El movimiento es esencial a esa edad. También conviene incluir actividades con canciones, tarjetas con ilustraciones y objetos que puedan tocar. En estas clases la planificación gira en torno a la escucha y la producción oral ya que todavía no trabajan las destrezas escrita o lectora, aunque sí se incluyen fichas donde los niños responden con tareas como trazar líneas o colorear. Un aspecto que los profesores de St. James tenemos muy en cuenta a esta edad, es combinar los objetivos lingüísticos con el juego, de manera que las clases sean lúdicas, amenas y eficaces.


Academia Inglés Niños Mairena Aljarafe San Juan Pilas Almonte


A la hora de planificar las clases de los Kids, niños de 6 a 12 años, se tiene en cuenta tanto la comunicación oral como escrita. Para un mejor aprovechamiento del tiempo, los estudiantes terminan parte del trabajo escrito en casa, dedicando así más tiempo a desarrollar la expresión oral y comprensión auditiva que son más difíciles de trabajar en casa de manera autónoma. Para ello es preciso planificar las lecciones con cuidado y decidir qué tareas realizar en clase y cuáles en casa. A medida que los Kids van creciendo, las actividades son más largas ya que su capacidad de concentración aumenta notablemente. El movimiento, la música, las imágenes y los objetos siguen siendo muy importantes. El aspecto lúdico de las clases también sigue teniendo un papel esencial para mantener la atención y curiosidad de los niños y favorecer así el aprendizaje.

Podemos decir que a la hora de planificar las lecciones de los más jóvenes, es esencial incluir una gran variedad de actividades cortas que fluyan de manera que los niños trabajen un mismo objetivo lingüístico a través de canciones, historias, dibujos y mímica. El reto es que los niños sientan las actividades como un juego pero que estén dirigidas a cumplir un objetivo lingüístico muy claro.

Comments (0)

Leave a comment

¿Quieres mejorar tu inglés?

En St. James te ayudamos a conseguirlo